Google
 

Cita a ciegas

"Ahí estaba yo. Es decir, Alex y mis tres drugos. O sea Pete, Georgie y Dim. Estábamos sentados en el Milk Bar Korova, exprimiéndonos las rasureras para encontrar algo con que ocupar la noche."
La Naranja Mecánica
-----------------------------------------------------------------------------------

viernes, 23 de mayo de 2008

El concepto


La cabeza me empieza a martillear, siempre lo hace, pero ahora va a toda pastilla. Acabo de volver a ver Donnie Darko, uno no puede sentirse igual después de ver esta película y más si puedes llegar a entender el concepto. ¿Porqué coño seré así? ¿Se puede elegir? Yo creo que no. No me siento mejor, ni más importante, me siento distinto, que es peor. La realidad es que o la gente no profundiza o ya no juega a tope, no veo comunidad, veo atisbos de momentos inolvidables, veo mi vida pasar, veo la ausencia de vida en los demás,¿se preguntarán lo mismo? Mañana tengo una defensa, es importante, según se acerca el momento siento como deja de afectarme, ojala me preocupase, pero no, no lo hace. No lo hace como quisiese, solo me quedan los recuerdos, los recuerdos que tuvimos, en la dinámica que siento, nadie, absolutamente nadie, me puede asegurar que se vayan a repetir. ¿Cómo vivir con eso? Solamente una vez sucedió de esta forma y acabe por no llegar a sentir absolutamente nada de ánimo o tristeza, felicidad, dualidad sentimental, intensidad, nada, pero no era por ser con otra persona, era porque no cuestionaba todo a este nivel. Cuando juegas a este nivel, luego todo carece de sentido, se tergiversa en tu mente para hacerte creer que lo debido es lo correcto, pero no lo es, es solo una venda que le ponen a tu corazón para que no te des cuenta de la basura que existe en un día normal, dispuestos como putas en todos los sitios, preparados para actualizar el disco duro. Pero es todo un engaño, un telón enorme que no deja ver lo que realmente sucede, la mayor sucia insensatez y mediocridad medida por algo llamado dinero y tiempo, no hay más. Sueño con quedarme en la cama, no moverme para asimilar todo mucho más, alcanzar la completa conciencia para poder afrontar todos los miedos, todos los tenemos, pero son tan difíciles de superar. Estar centrados solo nos hace creer que están superados, pero no es así, cuanto más al margen vas, más ignoras lo que debes ignorar y más te afecta lo que realmente debe afectar, en caso contrario, solo estás jodido, pero encima no te das cuenta. Hoy he hablado de sexo con un amigo, lo necesitaba como nunca, sediento como siempre, o incluso más debido al aumento de sentimientos en mi corazón. Cada vez se marca más, quiere salir, me lo lleva pidiendo tanto tiempo y no puedo concedérselo, es duro. Soy despreciable, predico algo que sé que puedo hacer, pero solo hago a veces, en pocos momentos, el día que mueran esos momentos, moriré con ellos. Intento no pensar en cuanto me afecta, pero no puedo, pienso en ella, intento mantener la imagen para que me duela, lo hace, sigo pensando en la imagen, sigue golpeándome, no la poseo, jamás la poseeré, nadie jamás la poseerá, una acción me dolería tanto. Pienso siempre en eso, en que sentiría, en que haría, en como me afectaría, en como me demacraría socialmente por no volver a creer en nadie. No se si necesito que lo haga para hundirme o por el simple hecho de que la injusticia hace mucho tiempo que no se pasa por aquí y se toma algo conmigo. Quiero perderlo, solo un momento, para recrearme en el vacío de mi corazón, quiero alcanzar el grado de odio y miedo necesario para que ya nada en mi vida me afecte, no se si esto lo conseguiría, ¿es suficientemente profundo? Un mosquito se pasea por mi mesa, el otro día me marcó algún familiar suyo mientras dormía y la zona al lado de mi oreja parecía un puto cromo usado. Observo como el mosquito se mueve lentamente por la mesa, levanto mi manopla y ajusticio, tengo el detalle de coger un papel para arrastrar sus restos por la mesa y dejar que caiga en la basura, no quiero ensuciarme. El otro día tiré los puros faro abajo.
Soy egoísta, rencoroso, fácil al ánimo y al desánimo, con un afán de protagonismo que a cualquiera le darían ganas de potar y poseo la mayor mente depravada que podéis imaginar, de esas que uno no dudaría quemar en el infierno junto a muchos ositos bonitos y mentirosos. Os hablo de esos peluches que siempre están alegres, pase lo que pase, mi hermano los ahorcaba del techo cuando era pequeño, me encanta recordar esos momentos, me recuerda que aún siendo pequeño y estúpido, podía llegar a no sentir nada de tristeza por las cosas, menos mal que la patada fue enorme, así he salido, con una facilidad de tacos y odio admirable según como se mire. Me muero por sentirla, es el antídoto, la semejanza en lo debido y la diferencia en lo no debido, perfecta como binomio. El sueño hecho realidad, la independencia espiritual y sencillez sentimental que cobra vida, el contrapunto necesario en mi vida, eso solo lo hace todo mucho más duro, ya no tengo excusas para hacer gilipolleces como en antaño, ahora no tengo cuartada, no hace nada malo. Yo solo deseo venerar la cama, que me acoja con todo su amor y que me la devuelva, pero que me la devuelva y si no es así, paso de volver a levantarme, no sin ella.

2 comentarios:

Medved dijo...

No me ha quedado claro, la recomiendas o no xDD

Las cosas que ves oyes te suceden no te dejan indiferente, x ejemplo ayer una tía me decepciono y me pege una calada de las que hacen historia y cabe pensar que hoy estuviese chof, pero no, al contrario. Me es bastante indiferente, el resfriado no claro, eso jode.

[[Siento que solo pueda llegar hasta aqui con la casi resaca de hoy Chinaski, mañana prometo mas berborrea incomprensible emanada de el fondo de cubatas vacios.]]

hank dijo...

lo recomiendo claro que sí